Categoría: Creación de Empresas

Consejos para crear un plan de gestión adecuado para tu empresa

Cuando se decide crear una empresa, y tirarla hacia adelante, no es una tarea fácil, sino laboriosa y que se debe de trabajar muy mucho para que tu negocio sea un éxito.

Para ello hay que disponer de diferentes planes y seguir determinados métodos para la gestión, control y análisis de los resultados, objetivos  y fines que puede tener una empresa. El plan de gestión de empresa es algo primordial que debes de plantear y contruir, si hace falta con ayuda de profesionales, para que tu negocio tenga, como dice el dicho,  “cara y ojos”. Pero…  ¿Cómo hacerlo?

El inicio del plan de gestión empresarial

El plan de acción se hace mención cuando se marcan los pasos y rutas a seguir para lograr y alcanzar los objetivos que se marca la empresa.

Para el desarrollo de este tipo de acciones hay que seguir ciertos caminos, que como hemos mencionado antes, ayudan a gestionar todo tipo de tiempos, plazos, caminos y rutas para establecer en tu negocio.

¿El fin? Encontrar la inclusión de una agenda determinada por fechas para las diferentes acciones que se van a llevar a cabo en tu empresa, así como una lista de recursos necesarios para la obtención de los objetivos y los métodos que se emplearan para medirlos, y por consiguiente extraer resultados.

Es a partir de aquí dónde nace la importancia de marcar un plan de acción bien definido, con sus metas tanto a corto como a largo plazo, y enfocando los esfuerzos a los puntos principales, pero sin olvidar aquellos que se deben de cumplir para poder alcanzarlos.

Este tipo de elemento empresaria, el plan de gestión, ayuda a definir, controlar y manejar el día a día de tu empresa. Con el irás descubriendo que es lo que hace falta y qué no, así como la forma de ocupación de cada uno de los factores que inciden en el desarrollo de tu negocio.

Un ejemplo de ello es conocer el tipo de servicio que reciben tus clientes, que es lo que necesitan, cuáles son las ofertas que se recomiendan que hagas, el tipo de publicidad que requiere e incluso las relaciones con tus socios o proveedores.

Los puntos a seguir

Hablar de la implementación de un buen plan de acción es fácil hablarlo, y teorizarlos, pero no siempre es tan sencillo implementarlo. Es por ello que damos algunos pasos a seguir para que este proceso no sea tan arduo.

  1. Crea un plan de acción en función de tu plan de
  2. Revisa, de forma periódica, el plan de acción de tu empresa junto con su equipo de colaboradores. Escucha las opiniones y comentarios para la mejora.
  3. Acuerda una estrategia y una dirección para la implementación del plan.
  4. Revisa la lista de objetivos a corto y a largo plazo y prioriza las principales metas.
  5. Divide los objetivos pequeños y objetivos manejables.

 

Es esto unas pequeñas premisas para darte pie a trabajar por un plan de acción y gestión empresarial  y marcar un plan de ruta para tu negocio y alcanzar el éxito.

Cambio de domicilio social

¿Cómo cambiar el domicilio social de una empresa?

En empresas de reciente creación, aunque también en aquellas con un largo recorrido, es habitual el cambio de local o despacho, que es sede del negocio. Aunque parece una gestión sencilla, a esta “mudanza” le acompañan otra serie de trámites a los que el dueño del negocio debe hacer frente, como son también los gastos de notaría y registro.

Las sociedades mercantiles se constituyen a través de una Escritura Pública y su inscripción en el Registro Mercantil. Entre los datos que deben figurar en esa Escritura de constitución está el domicilio social. Es importante que sepas en qué consiste y en qué se diferencia del domicilio fiscal. Leer más “¿Cómo cambiar el domicilio social de una empresa?”

SLU ¿qué es?

SLU ¿Qué es y de qué lo diferencia de una SL o un Autónomo?

Cuando has emprendido y puesto todo tu esfuerzo en tirar hacia delante ese proyecto que tanto de entusiasma y ha sido un éxito, nuestras felicitaciones, pues has conseguido en montar una empresa, de los pies a la cabeza, y lo más complicado ¡Que funcione! Y si aún no lo has hecho, y estás pensando en hacerlo, presta atención a lo que te contaremos.

No obstante, detrás de todo este proceso existe un largo historial de pasos a seguir, por lo que en la burocracia y la legalidad se refiere.  Normalmente uno se inicia, como un autónomo, y a medida que va creciendo la empresa, ya se hablaría de palabras mayores.

Pues bien, hoy hablamos de la SLU, o también conocida como la Sociedad Limitada Unipersonal, y de las diferencias con una Sociedad Limitada, o bien estar en un estado de autónomo.

Si definimos un poco  más. El concepto de Sociedad Limitada Unipersonal reside en que tan solo existe, únicamente, un socio. Es decir, todo queda a manos de un único propietario con el 100% de las participaciones sociales suyas, siendo la administración de forma interna o ajena a la empresa, y sin perjudicar en la participación de la empresa. Leer más “SLU ¿Qué es y de qué lo diferencia de una SL o un Autónomo?”

¿Qué es el pacto de socios y cómo se hace?

¿Qué es el pacto de socios y cómo se hace?

Para comenzar el proyecto de una nueva empresa con buen pie es necesario hacerlo pensando en posibles problemas o cambios en el futuro y tomando medidas que ayuden a gestionarlos. La legislación mercantil y civil no regula todos los aspectos de un negocio y es por ello que muchas startups y empresas pequeñas de nueva creación apuestan por contar con un pacto de socios que contemple conflictos que puedan surgir entre ellos más adelante.

 

¿En qué consiste el pacto y cuál es su eficacia?

El pacto de socios es un acuerdo que se firma entre los socios de una sociedad (aunque también puede incluir a no socios) y en el que se reflejan diferentes cuestiones referentes a la gestión y a la organización de la sociedad y que no tienen cabida en los estatutos sociales. Leer más “¿Qué es el pacto de socios y cómo se hace?”

Responsabilidades del administrador de una SL

¿Qué responsabilidad tiene el administrador de una SL?

En una empresa constituida como una Sociedad Limitada la responsabilidad de los socios frente a terceros se limita a las aportaciones de capital de cada uno de ellos; sin embargo, la figura del administrador presenta la responsabilidad de cumplir con una serie de criterios que garanticen su buena gestión y por los que debe responder en caso de negligencia.

 

¿Quién es el administrador de una Sociedad Limitada?

Según la Ley de Sociedades de Capital toda sociedad mercantil constituida tiene que contar con un órgano de administración responsable de su gestión y de ser la cabeza visible de la empresa, tanto a nivel interno como externo.

Esta figura puede estar desempeñada por un Administrador Único, Administradores Solidarios o Mancomunados, así como en forma de un Consejo de Administración compuesto por al menos tres miembros. También puede ser administrador tanto personas jurídicas como los no socios, siempre y cuando sean nombrados por la Junta General de Socios.

 

Alcance de la responsabilidad del administrador

Aunque es la SL quién responde ante terceros por los actos del administrador, es el administrador quién responde ante los socios y los acreedores por el daño que cometa en caso de actos u omisiones contrarios a la ley y a los estatutos de la sociedad siempre que haya existido dolo o culpa por su parte.

La responsabilidad civil-mercantil del administrador

Es responsable del cumplimiento de las normativas vigentes y de las buenas prácticas dentro de la empresa. También es el encargado de ordenar la disolución de la sociedad en los supuestos de:

  • La empresa no puede desempeñar su correcto funcionamiento ni alcanzar el propósito que motivo su formación.
  • Si la sociedad alcanza perdidas por debajo de la mitad de su capital social.
  • Si el capital está por debajo de los mínimos legales.

La responsabilidad laboral

A pesar de que no existe normativa estricta que regule este tipo de responsabilidad, las situaciones conflictivas más frecuentes son:

  • No validar las posibilidades de continuidad en el desarrollo de la empresa en su actividad y no encontrar una solución viable ni disolver la empresa.
  • Hacer uso de su puesto como administrador con fines ilegítimos.

La responsabilidad tributaria

Según la Ley general tributaria el administrador de una SL es responsable de la deuda tributaria en los siguientes supuestos:

  • Si se comete una infracción tributaria y el administrador lo ha permitido o se ha mantenido al margen.
  • Si el administrador decide abandonar su cargo pero aún hay obligaciones tributarias pendientes. En este supuesto, será responsable si estas no se cumplen.

La responsabilidad penal

El administrador es responsable tanto de sus propias acciones como de la omisión de los hechos de terceros y puede verse implicado en diversos delitos, entre los que destacan:

  • Delitos societarios: como falsear cuentas y otros documentos, impedir que un socio ejerza sus derechos, imponer acuerdos abusivos para su propio beneficio y trampear o negarse a inspecciones y supervisiones de organismos oficiales.
  • Delitos fiscales: defraudar a Hacienda.
  • Delitos contra la Seguridad Social.
  • Mentir para entrar en concursos de subvenciones.

En este sentido, la jurisprudencia ya ha admitido una serie de hechos desencadenantes de la responsabilidad del administrador, como el hecho de no llevar ningún tipo de contabilidad ni control sobre la situación de la sociedad, no convocar ninguna Junta que informe a los socios de las situaciones de conflicto para los intereses de la empresa o no guardar en secreto toda la información confidencial.

El administrador de una Sociedad Limitada que incumpla los deberes de su cargo debe responder personalmente y con su patrimonio frente a los socios.

En Raipe Consultors asesoramos a su empresa de forma personal y profesional para que el desarrollo de su actividad corresponda siempre con la normativa y con los intereses de su actividad.